Imitadores De Dios

Imitar Al Padre

Al único que sigo es a Jesus, mirándole, y imitándole solo a EL!

SOMOS HECHOS LA IMAGEN DEL HIJO DE DIOS.
Romanos 8:29-30
Y sabemos que Dios hace que todas las cosas ayuden para bien a los que le aman, esto es, a los que son llamados conforme a su propósito.
Sabemos que a los que antes conoció, también los predestinó para que fuesen hechos conformes a la imagen de su Hijo; a fin de que El sea el primogénito entre muchos hermanos.

CADA DÍA SOMOS RENOVADOS, TRANSFORMADOS A LA IMAGEN DE CRISTO.
2 Corintios 3:18
Por tanto, todos nosotros, mirando a cara descubierta como en un espejo la gloria del Señor, somos transformados de gloria en gloria en la misma imagen, como por el Espíritu del Señor.

Colocenses 3:9-10
No mitáis los unos a los otros; porque os habéis despojado del viejo hombre con sus prácticas, y os habéis vestido del nuevo, el cual se renueva para un pleno conocimiento, conforma a la imagen de aquel que lo creó.

Efesios 4:22-24
Con respecto a vuestra antigua manera de vivir, despojaos del viejo hombre que está viciado por los deseos egañosos.
Pero renovaos en el espíritu de vuestra mente, y vestíos del nuevo hombre que ha sido creado a semejanza de Dios en justicia y santidad de verdad.

MARAVILLOSA GRACIA, EL PODER CAMINAR EN SUS PASOS!
1 Juan 2:6
El que dice que permanece en El, debe andar como El anduvo.

NADIE ES MAYOR QUE OTRO, Y NADIE ES MAYOR QUE NOSOTROS, JESUS DEJO EL EJEMPLO!
Juan 13:2-15
Durante la cena, como el diablo ya había puesto en el corazón de Judas hijo de Simón Iscariote que le entregase,
Y sabiendo Jesús que el Padre había puesto todas las cosas en sus manos y que él había salido de Dios y a Dios iba.
Se levantó de la cena; se quitó el manto, y tomando una toalla, se siñó con ella.
Luego echó agua en una vasija y comenzó a lavar los pies de los discípulos y a secarlos con la toalla con que estaba ceñido.
Entonces llegó a Simón Pedro, y éste le dijo: Señor, ¿Tú me lavas los pies a mí?
Respondió Jesús y le dijo: Lo que yo hago, tu no lo entiendes ahora, pero lo comprenderás después.
Pedro le dijo:¡Jamás me lavarás los pies! Jesús le respondió: Si no te lavo, no tienes parte conmigos,
Pedro le dijo: Señor, entonces, no sólo mis pies, sino también las manos y la cabeza.
Le dijo Jesús: El que se ha lavado no tiene necesidad de lavarse más que los pies, pues está todo limpio. Ya vosotros estáis limpios, aunque no todos.
Porque sabía quién le entregaba, por eso dijo: “no todos estáis limpios”
Así que, despues de haberles lavado los pies, tomó su manto, se volvió a sentar a la mesa y les dijo: ¿Entendéis lo que os he hecho?
Vosotros me llamáis Maestro y Señor, y decís bien, porque lo soy.
Pues bien, si yo, el Señor y el Maestro, lavé vuestros pies, también vosotros debéis lavaros los pies los unos a los otros.
Porque ejemplo os he dado, para que así como you os hice, vosotros también hagáis.

IMITAR A JESUS EN EL AMOR
Juan 13:34-35
Un mandamiento nuevo os doy: que os améis los unos a los otros. Como os he amado, amaos también vosotros los unos a los otros.
En esto conocerán todos que sois mis discípulos, si tenéis amor los unos por los otros.

EL AMOR ES UN MANDAMIENTO DE CRISTO
Juan 15:12
Este es mi mandamiento: que os améis los unos a los otros, como yo os he amado.

IMITANDO A JESUS PODEMOS SER DE BENDICION PARA LOS DEMAS
Romanos 15:1-3
Así que, los que somos más fuertes debemos sobrellevar las flaquezas de los débiles y no agradarnos a nosotros mismos.
Cada uno de nosotros agrade a su prójimo para el bien, con miras a la edificación.
Porque Cristo no se agradó a sí mismo; más bien, como está escrito: Las afrentas de los que te afrentaron, cayeron sobre mí.

COMO HIJOS QUE AMADOS, IMITAMOS A NUESTRO DIOS Y SALVADOR JESUCRISTO.
Efesios 5:1-2
Por tanto, sed imitadores de Dios como hijos amados, y andad en amor, como Cristo también nos amó y se entregó a sí mismo por nosotros como ofrenda y sacrificio en olor fragante a Dios.

LA HUMILDAD ES UNA FORMA DE IMITAR A JESUS
Filipenses 2:3-4
No hagáis nada por rivalidad ni por vanagloria, sino estimad humildemente a los demás como superiores a vosotros mismos; no considerando cada cual solamente los intereses propios, sino considerando cada uno también los itnereses de los demás.

AMAR NO DE PALABRAS SINÓ CON HECHOS.
1 Juan 3:16-18
En esto hemos conocido el amor: en que él puso su vida por nosotros. También nosotros debemos poner nuestrs vidas por los hermanos.
Pero el que tiene bienes de este mundo y ve que su hermano padece necesidad y le cierra su corazón, ¿cómo morará el amor de Dios en él?
Hijitos, no amemos de palabras ni de lengua, sino de hecho y de verdad.

SOY EJEMPLO A LOS CREYENTES, POR RECIVIR LA PALABRA DEL SEÑOR
1 Tesalonisenes 1:6-7
También os hicisteis imitadores de nosotros y del Señor, recibiendo la palabra en medio de gran tribulación, con gozo del Espíritu Santo; de tal manera que habéis sido ejemplo a todos los creyentes….

LA RECOMPENZA ES GRANDE, EL GALARDON DE UN DIA VERLE TAL Y COMO EL ES, Y SER COMO EL.
1 Juan 3:1-3
Mirád cúan grande amor nos ha dado el Padre para que seamos llamados hijos de Dios. ¡Y los somos! Por esto el mundo no nos conoce, porque no le conoció a él.
Amados, ahora somos hijos de Dios, y aún no se ha manifestado lo que seremos. Pero sabemos que cuando él sea manifestado, seremos semejantes a él, porque le veremos tal como él es.
Y todo aquel que tiene esta esperanza en él, se purifica a sí mismo, como él también es puro.

MUERTOS SOMOS AL PECADO Y AL MUNDO, VIVOS EN CRISTO JESUS.
Romanos 6:10-14
Porque en cuanto murió, para el pecado murió una vez por todas; pero en cuanto vive, vive para Dios.
Así también vosotros, considerad que estáis muertos para el pecado, pero estáis vivos para Dios en Cristo Jesús.
No Reine, pues, el pecado en vuestro cuerpo mortal, de modo que obedezcáis a sus malos deseos.
Ni tampoco presentéis vuestros miembros al pecado, como instrumentos de injusticia; sino más bien presentaos a Dios como vivos de entre los muertos, y vuestros miembros a Dios como instrumentos de justicia.
Porque el pecado no se enseñoreará de vosotros, ya que noe stáis bajo la ley, sino bajo la gracia.

——————————
Señor Dios y Padre Celestial
Gracias por tu amor infinito
Por tu gracias incomparable
Por tu dulce y tierno cuidado.

Gracias por tu maravillosa instruccion
Escrita en tu Palabra,
El obedecerte es mi gran bendicion
Es vida y alimento a mi alma.

Glorioso Padre eterno
Rey y Dios tu eres mi salvacion
Siendo hija de el creador Supremo
Rey de mi vida, el gran Señor.

Imitandote a ti, bajo tu sombra viva
Proteguida estoy bajo tu palabra fiel.
Gozo, paz, confianza y vida
Dulce encuentro en ti encontré.

Pedí y me diste
Te busque y te encontré
A ti clame y me salvaste
Cuando mas triste me encontré.

Gratitud solo canta en mi alma
Agradecimiento a la fidelidad de tu Palabra
Lo que has dicho se a realizado
Y dia y noche… tu estas a mi lado.

Te amo.. Padre.. Y solo quiero ser como tu.

Tu niña,
Margarita